Archive for enero, 2014

Congestión Nasal

Los problemas de congestión de nasal pueden tener muchos orígenes: enfriamientos, dilatación de los senos, inflamaciones, mala posición de los huesos craneales…

En reflexología tenemos que buscar en primer lugar a qué diátesis pertenece, es decir, cuál es su predisposición actual, si es la que tiene de nacimiento y el grado de afectación porque si no simplemente estaremos parcheando su evolución.

Como toda técnica natural busca estar lo más cerca posible de la naturaleza intrínseca de la persona pero ACEPTANDO EN TODO MOMENTO QUE ESTAMOS EN CONTIUNUO CAMBIO.

Podemos buscar áreas como el reflejo nasal (en la mano lo encontramos detrás de la base de la uña por el lado externo del pulgar) pero en realidad ese sólo es el mensajero y aunque provoquemos una mejoría no será estable sin el resto de las valoraciones.

Reflexología Podal

Las glándulas y los huesos no tienen la misma consistencia.

Los órganos y los nervios tampoco.

Los distintos tejidos en el cuerpo no pueden tratarse con la misma intensidad, esa es la razón de que tengamos que valorar de diferentes formas zonas superpuestas (y esta es quizás la parte más compleja de la reflexología). No tratamos de la misma manera un páncreas que es tejido glandular que el plexo solar que es tejido nervioso y sin embargo el proceso crónico de páncreas está directamente relacionado con el agudo de plexo solar; tanto que en las diferentes reflexologías podales se superponen. ¿Cómo saber cuál se está valorando? ¿cómo identificar qué se está tratando? Para eso la reflexología podal en ocasiones se nos queda corta por lo que tenemos que recurrir a la de vertebral, la manual, la de tejido conjuntivo o la facial en función de los campos de diferenciación.